Ejercicios ideales para tonificar el cuerpo en el mar

Si vas a empezar con tu operación bikini particular antes o durante tus vacaciones, te interesará saber que existe una multitud de ejercicios ideales para fortalecer el cuerpo en el mar y que podrás añadir a tu rutina de entrenamiento en estos meses de verano, tanto en la piscina como en la playa.

1. Correr en el agua

Levántate ligeramente por encima de la rodilla y corre. Sentirás la resistencia del agua no sólo sobre tus pies sino que también experimentarás alguna forma de arrastre. Corre con una intensidad del 60 al 80 por ciento de tu capacidad durante 10 metros, detén la carrera, descansa durante un minuto y repite el proceso cuatro veces.

2. Nadar

La natación es, sin duda, uno de los mejores ejercicios para tonificar en el mar. Lo único que necesitas es nadar con el estilo que más te guste y cubrir una distancia de 10 a 12 metros al 70-85% de tu máxima velocidad. Detente, descansa durante 60-90 segundos y repite el proceso seis veces.

3. Uno, Uno, Dos

Realiza una sentadilla casi complete (hasta que los muslos queden en paralelo y salta con una pierna tan alto como puedas, descansa durante diez segundos y repítelo con la otra pierna, descansa diez segundos y hazlo con ambas piernas. Repite este ciclo entre 8 y 10 veces.

De nuevo puedes controlar cómo de fuerte es el salto, asegúrate de que la superficie es lo suficientemente plana como para no causar ninguna lesión.

4. Intervalos

Si quieres conseguir más fuerza si cabe en tus extremidades, puedes probar con estos dos ejercicios que te proponemos:

  1. Tabata: consiste en poner juntas tus manos o con la ayuda de algún objeto flotador (como una tabla o una pelota), entonces nadarás usando tus piernas a un 90% de tu máxima velocidad durante veinte segundos. Descansa diez segundos y repite este proceso siete veces más hasta realizar ocho ciclos, que sería igual a cuatro minutos. Puedes comenzar a cubrir una distancia que te permita hacer dos ciclos al ir y dos ciclos al volver (unos 15-20 metros).
  2. Recorrer distancia fija: lo primero que tienes que elegir es la distancia a recorrer. Nuestra recomendación es cubrir 20-25 metros y nadar con o sin objeto flotante a una intensidad de 80-90%, descansa entre 30 y 50 segundos y repite el proceso cinco veces hasta alcanzar los seis ciclos.

5. Ejercicios con flotadores

Este es un ejercicio de aguas profundas, ¡así que prepárate! Entra en el agua a una profundidad que te cubra el cuerpo entero desde la posición vertical, dejando unos diez centímetros por debajo de tu cabeza para que puedas flotar libremente.

Vas a empezar a flotar y conservar esa posición, recordando que la parte de tu pecho que está fuera del agua es tu marca y no puedes dejar que de ninguna manera se hunda. Debes mantener esta posición durante mínimo un minuto y como máximo cinco minutos, después descansa durante un minuto y repite el ejercicio. Si estás intentando el límite más alto deberías descansar durante un minuto y repetir el proceso cuatro veces hasta lograr un total de cinco series.

¿Cómo podemos hacer este ejercicio más intenso? Podríamos levantar nuestros brazos y nada solo con los pies. Si estás dispuesto a intentar este ejercicio como parte de tu rutina de entrenamiento, puedes empezar con brazos y piernas en el primer intervalo, en el segundo mantén tu pecho fuera mientras flotas, en el tercero flotas solo con una pierna en acción y cuarto y quinto involucra tus brazos y piernas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *